No tengáis miedo a la ternura




El amor es comprensivo, el amor es servicial y no tiene envidia; el amor no es presumido ni se envanece; no es grosero ni egoísta; no se irrita ni guarda rencor; no se alegra con la injusticia, sino que goza con la verdad. El amor disculpa sin limites, confía sin límites, espera sin límites, soporta sin límites.

(Carta de Pablo a la comunidad de Tesalónica)

Comentarios

  1. A mí también me ha tocado esta frase... A veces tenemos miedo a la ternura, tenemos miedo a amar... Será porque duele.

    ResponderEliminar
  2. Es cierto, amig@ Anónimo, la ternura a veces duele... pero también nos llena el corazón de alegría y la mente de motivos para seguir el camino de la vida. Muchas gracias por pasarte por este blog

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Dilema de Amor (cumbia epistemológica)

"Las lágrimas son la sangre del alma" (san Agustín)

Los guardianes de la llama